Rara vida de un elfo [PARTE 2]



  • "Espera un segundo, paso a hablar con Goliath y estoy contigo" dijo Entrhed, ¿quién era Goliath? no lo sabía, pero no quería preguntarle, fueron demasiadas las preguntas que le hacía, así que decidí acompañarlo y así enterarme. Al llegar, recordé que había oído "Goliath" en alguna parte, recuerdo que fue aclarado al encontrarnos con él. Me dí cuenta que era el jefe de la Cadena de Financias Goliath, banco que se encontraba tambien en mi ciudad, Arghal.
    "¿No tienes nada para que te guarde en su deposito?" me dijo mi compañero; lo pensé, y le dí todos mis ahorros, bah, si así se le puede llamar a un par de monedas encontradas en las catacumbas… También le dí algo de comida para que me guarde, por si algún día pasaba por allí y la necesitaba.
    "Bueno, vamos…" me dijo Enthred, "estoy listo" le respondí, pero me dijo que no, que no lo estaba, y que iba a darme algo de armas para poder defendernos en el camino. Me las dio y partimos a Arghal. Me dijo que sabía llegar a Banderbill, que allí le preguntabamos a unos guardias por Arghal y nos iban a decir.
    Partimos hacia Banderbill, él me había advertido que había muchos criminales al acecho, ¡pero no imaginaba que eran tantos! él rapidamente, con uno de sus hechizos me hacía invisible y lograbamos escapar, hasta que una vez esto no funcionó, al toparnos con unos criminales que pertenecían a la Legión Oscura. Comenzamos a luchar, pero era inutil, ellos se divertían con nosotros, ni siquiera nos atacaban, solo se burlaban, hasta que llegaron 3 miembros del ejército real y comenzó una batalla increíble, que terminaron ganando los miembros del ejército real sin ningún problema. Me dejaron tomar muchos de los objetos de estos criminales, la mayoría digamos.
    Me encantó la nobleza de estos ciudadanos, con solo verlos me daba una sensación de seguridad, además, después de verlos luchar, ¿cómo no sentir eso? ja já.
    Entrhed me dijo que sigamos, que sería mejor llegar rapido a Banderbill.
    A mitad de camino, fuimos sorprendidos por un ogro. Después de lograr derrotarlo, observé una magnifica pero tenebrosa entrada, no sabía a que era. Inmediatamente Entrhed dijo " es la entrada a Dungeon Marabel, un lugar temible, uno de los más peligrosos de estas tierras". Tenía que hacerlo, debía entrar allí, así que le pregunté que tan peligroso era, a lo que respondió que me imagine lo que pueda llegar a sentir si me encuentro con el mismísimo demonio. "¿¡Este es el hogar del demonio!?" dije, y Entrhed me dijo que si lo era, " toma la desición rapido, ¿ entramos o no lo hacemos? creo que es más peligroso estar en la entrada, ja já " le dije que lo hagamos, y así fue, entramos a Dungeon Marabel.
    Allí dentro nos encontramos con temibles arañas, algún zombie y un lord orco. En un momento, Entrhed me dijo que no podíamos seguir adelante, ya que en cualquier momento nos encontraríamos con el ser más temible de todos, y que ya lo podríamos a ver hecho. Así que, decidimos volver.
    Caminamos exactamente 3 pasos, si, 3, lo recuerdo, ¡y se nos abalanzó el demonio! si, no puedo describir el miedo que sentí. Fue tanto temor el que sentí, que me desmayé…
    Desperté en Banderbill, en uno de los tantos dormitorios de sus afueras mejor dicho. Al instante que me vieron despierto, vino un humano, a preguntarme como me sentía y si recordaba algo; "si, recuerdo todo, me desmayé al sentir la presencia del demonio" le dije. El humano me preguntó si iba con alguien, y le dije que si, que iba con Entrhed, un compañero de batalla que iba vestido con una cota de mallas, "ven conmigo por favor" me dijo este humano.
    Fui con él como me lo había pedido, pensé que iba a llevarme a ver a Entrhed, pero no, me llevo al Mesón Hostigado, y pidió 2 cervezas. Él tenía una bolsa, no sabía lo que era, y preferí no preguntarle para no meterme en su vida, sinceramente, no me interesaba mucho.
    Después de la cerveza, puso la bolsa sobre la mesa, y sacó de ella la cota de mallas de Entrhed. Casi me desmayo por 2da vez al ver 3 orificios, como si el demonio lo hubiera atacado con su tridente, "si, es lo que piensas, tu amigo murió después de salvarte la vida, fuiste encontrado por un ciudadano que rapidamente te trajo hasta aquí antes de que el demonio te mate a ti también".
    No podía creerlo, me puse a llorar desconsoladamente. Paré de llorar minutos después, y decidí partir hacia Arghal, destruído anímicamente, pero sabía que debía hacerlo. Con Entrhed teníamos pensado parar en Banderbill a tomar y comer algo, lastima que no pudimos hacerlo, hubieramos pasado un buen momento juntos. Hubiera sido lindo poder presentarle a mi familia a un amigo, esa persona que me había ayudado a llegar a casa. Pensando esto, recordé que ese humano había dicho algo sobre que me habían salvado la vida, y regresé a preguntarle quien era, y como se llamaba. "No sé su nombre, pero se que partió hacia Arghal muchacho, una ciudad al este de aquí, era un gnomo, y tenía habilidades extraordinarias manejando los hechizos, solo eso puedo decirte"
    CONCLUSIÓN PARTE 2
    Nota: En cuanto tenga lista la tercera parte la subo. ¡Muchas gracias por los comentarios y agradecimientos en la primera parte! Espero les guste. Un abrazo.



  • Quiero que venga la Parte 3 YA! me encanta la historia te felicito por tu relato ​: D



  • @<gaspar>:</gaspar>

    Quiero que venga la Parte 3 YA! me encanta la historia te felicito por tu relato ​: D

    Muchas gracias!!


Log in to reply