Historias nuevas =D



  • "el hombre del yelmo"

    ! “El hombre del yelmo”
    ! Esa mañana, había matado a su primer enemigo, en batalla, cuando empezó el insomnio. Sus sueños con cada batalla iban empeorando.
    Era una mañana árida, cuando, Gelaso se preparaba para combatir con el mejor guerrero de una aldea vecina que amenazaba con quitarles el terreno. En ese momento los problemas se resolvían enfrentando a los dos mejores luchadores de las aldeas.
    Ya había lustrado su escudo y su espada seguía con la sangre de todos sus oponentes vencidos – ya seria este el número sesenta– cuando se puso el yelmo salió a pelear.
    Los dos oponentes se saludaron honrosamente y chocaron las dos espadas en el aire. Los golpes iban y venían como las agujas de un péndulo. Gelaso pensaba que por fin había encontrado un buen oponente, digno de su espada pero no de sí mismo, porque cuando se descuidó, la espada le asentó un golpe letal en la yugular. Con el enemigo en el piso, y una paz, momentánea, entre los dos pueblos Gelaso volvió a su tienda, para dormir.
    Estaba en una tierra árida, peleando, su escudo estaba en el piso, su oponente se lo había tirado. Estaba en desventaja, quiso asestar un golpe cuando de repente, se despertó. Así pasaron los años, pero los sueños que tenía siempre eran diferentes, a veces el golpe final lo daba el contrario. Pero todos estos sueños tenían algo en común, el enemigo no tenía rostro.
    Otra vez el enemigo acorralaba a su pueblo, como muchas otras veces, y él iba a salvarlo. Él pensaba si algún día se terminarían las peleas y los sueños, junto con su insomnio que cada vez era más insoportable.
    Nunca se terminaba. Siempre lo usaban para lidiar con todos los problemas que agobiaban a su pueblo. Ya estaba harto. Y lo peor el insomnio nunca se iba, lo estaba volviendo loco.
    La sangre derramada, cada movimiento de la espada, cada musculo contraccionándose para dar ese golpe letal, que lo llevaba a la gloría, que lo llevaba al presente, a la locura. Hasta que un día encontró por fin la respuesta.
    Mientras se adormecía, gracias al veneno que había tomado, volvió a soñar en ese combate, las dos espadas relucientes chocando y tronando. Esta vez el enemigo usaba un casco. Él estaba ya muy cansado por el veneno, así que se desmayó en el piso. Cuando el otro hombre fue a dar el golpe final para sacarle de su sufrimiento se sacó su casco. Fue allí donde pudo ver a su enemigo o mejor dicho, verse a sí mismo. Entonces levantó la espada ya cubierta de sangre y la hizo descender con todas sus fuerzas.

    "Infierno"

    ! “Infierno”
    ! Se despertó cansado. Se bañó, se lavó y se fue a trabajar. Salió a la calle y vio caer la lluvia por quinta vez consecutiva en la semana.
    Ya estaba cansado de la misma rutina de todos los días. Se levantaba, se cambiaba, iba a trabajar, salía de allí, cenaba y se dormía. A veces esta rutina se rompía cuando comía en lo de su madre o salía con sus amigos –que aunque no le gustaba salir con ellos, porque se aburría, era mejor que ver la televisión-.
    Sus sueños siempre eran iguales, él iba cayendo en un precipicio y aunque este no tenía fondo sabía que se adentraba cada vez más y más en una oscuridad tan profunda como el mar, y el alejarse de la luz lo desesperaba.
    Se despertó otra vez, la misma rutina. La vida ya no tenía sentido sin sus pequeños sentimientos más básicos, como la locura, el amor, la ira. Esa misma noche fue a bailar ya sentía desprecio a si mismo así que fue a pelear con alguien para demostrarse que todavía podía sentir, que todavía existía. Pero para su desgracia fue en vano antes de que pudiera pasar por la puerta, el guardia le prohibió la entrada.
    Se despertó, ese día no iría a trabajar ya lo había decidido. Se miró frente al espejo del baño y se disparó, quitándose la vida. Así de frio como vivió, murió.
    Ya habían pasado cinco días desde ese acontecimiento, sin que nadie lo haya notado.
    Se despertó, ya más aliviado, se bañó, se lavó y se fue a trabajar.



  • Están bastante buenas las 2, la primera tiene mas sentido, aunque está bastante aislada, vacía, es un acontecimiento más, digamos.
    La segunda me pasó lo mismo, pero directamente, aunque me entretuvo, no me gustó, porque EN SI, yo no soporto las historias "sueltas", sin un contexto. Es como que te lea el final de Harry Potter sin que lo hayas leido nunca :P.

    Igual felicitaciones por la gran imáginación (Si, soy top y le pondo 2 acentos a una palabra, y que? :$) y por la redacción, muy buena (Y).



  • @ByTheMooN:

    Están bastante buenas las 2, la primera tiene mas sentido, aunque está bastante aislada, vacía, es un acontecimiento más, digamos.
    La segunda me pasó lo mismo, pero directamente, aunque me entretuvo, no me gustó, porque EN SI, yo no soporto las historias "sueltas", sin un contexto. Es como que te lea el final de Harry Potter sin que lo hayas leido nunca :P.

    Igual felicitaciones por la gran imáginación (Si, soy top y le pondo 2 acentos a una palabra, y que? :$) y por la redacción, muy buena (Y).

    Jajaja grax ivan lo voy a tener en cuenta la proxima vez 😄 :bye:



  • No entendi la segunda, se mato o no? :$



  • @~:

    No entendi la segunda, se mato o no? :$

    sí, se mató. Pero el infierno de él era tener que soportar lo mismo otra vez.

    Espero que te hayan gustado 😄 :bye:


  • Banned

    Me gustaron las 2 lucio mas que nada la 2da porque es al estilo Quiroga como te gusta a vos 😄
    :bye:



  • @Lea:

    Me gustaron las 2 lucio mas que nada la 2da porque es al estilo Quiroga como te gusta a vos 😄
    :bye:

    Jajaja ojala fuera una muy quiroguesa. Recien leí "el solitario" de Quiroga (son 3 hojitas) y me mató o.O Es BUENISIMA!! 😄



  • Estan buenas, la segunda no la entendia , pero cuando la entendi, me encanto, buenisima, mejor que la primera, excelente



  • @New-Year:

    Estan buenas, la segunda no la entendia , pero cuando la entendi, me encanto, buenisima, mejor que la primera, excelente

    jajaja me algra mucho saber que les gusta XD


Log in to reply