Lo primero que deberías probar es darle prioridad "Tiempo real" desde el administrador de tareas al juego cuando esté abierto, lo segundo podría ser reinstalar los drivers de tu placa de video.