Las Familias del Imperio (El origen)



  • _Cuento en proceso para el concurso de historias de rol
    Cualquier historia posterior con ésta temática puede no ser una coincidencia.

    - C O N C U R S O D E R O L -


    Aún recuerdo cuando tu abuelo me leyó "El cómo del cuándo", el inicio de todo lo que hemos conocido hasta ahora… es un libro maravilloso y olvidado del que nunca me deshice.
    Recuerdo oírlo soltando una palabra tras otra, viendo como cada una de las letras caían perfectas en forma de cascada sobre nuestro intelecto, las mentes de mis amigos y yo, como campos fértiles, como un naranjo que aún no ha echado raíces…_
    ¿Alguna vez te has preguntado por qué Tancredo es Tancredo y por qué el mismísimo Demonio vive en las Tierras del Sur? ¿Acaso no has pensado por qué las ciudades se llaman así?, incluso ¿Por qué las ciudades pertenecen a tal o cual?

    Te explicaré sencillamente si tienes unos minutos, quizá pueda extenderme pero no te enfades, sólo es la melancolía que me atañe por momentos, no quisiera contar una historia que no quieres oír.

    Hace muchos años –y cuando digo muchos son muchos realmente- hubo una catástrofe naval que marcó el principio del fin para una raza apenas conocida para las grandes mentes del mundo, los Orcos.
    Se dice que una flota enorme de navíos orcos transitaron las pacificas aguas del océano ubicado justo al Sur, pero no todo fue como esperaban y encontraron el terror en un escenario poco alentador para cualquiera.
    La flota de centenares de navíos se topó con una de las tormentas más fuertes que tuvo el continente, las leyendas dicen que se originó porque un dragón de mar se movió en las profundidades… pero de cualquiera manera esto significó la pérdida casi total de las embarcaciones y vidas orcas que navegaban en ellas. Sólo tres naves lograron seguir a flote y llegar a tierra, pisando con sus sucios pies lo que sería la costa de lo que hoy conocemos como la ciudad de Nix
    En los libros antiguos guardados en bibliotecas fuertemente custodiadas, hay dibujos y retratos de una imagen sin precedentes: La llegada del Orco al continente.
    Aún recuerdo una pintura que retrata ese momento… explica cómo los orcos que llegaron vivos comieron durante semanas los cadáveres de sus compañeros que llegaron flotando a la orilla.

    La llegada del orco no fue grata para nadie, pues éstos verdes seres a parte de deforestar grandes porciones de bosques, cazaban animales salvajes en cantidad, extinguiendo las ovejas. ¿Acaso has visto alguna oveja en las Tierras del Sur? Se dice que el último trozo de lana se usó para ahogar un prisionero humano en el Fuerte Orco. Solían rellenar a sus víctimas con éste material.

    La madera era conocida como “uher” (Újer) por los humanoides de ésta raza, y era considerado el pilar principal de toda su civilización. De madera se valían para hacer precisamente cualquier cosa.
    Mientras los años pasaban los orcos se volvían cada vez más un problema para las familias de las regiones vecina_s, pues el hecho de que los orcos de sexo femenino sólo gestan sus embarazos durante cuatro meses, hacía que la cantidad de éstos aumente superando fácilmente la velocidad de procrear de cualquier mujer humana._
    Pero mientras los orcos en el Sur se desvivían por procrear, en el norte se cocía algo realmente intrincado, algo de lo que aún no se había hablado en las entonces bastas Tierras del Sur…
    La Familias del Imperio

    Los Derbill eran tres hermanos que vivieron toda su vida al Noreste del Calabozo de Marabel, conocidos por sus facultades para la ganadería, éstos daban de comer a toda la región criando cerdos, vacas, gallinas y conejos.
    Ellos eran Ain, Nill y Bill, tres jóvenes que a la edad de 26, 27 y 29_–respectivamente-_ fundaron lo que hoy es la ciudad de Banderbill, fortaleza del imperio de Tancredo.
    Aunque en esa época se vivía en comunidades y no había pueblos o aldeas levantadas formalmente, ésta familia tenía vecinos a los que acudir en épocas de vacas flacas.
    Los primeros Derbill fueron conocidos en las Tierras del Sur por sus dotes a la hora de la oratoria y por su teoría a la hora de la táctica y estrategia militar.

    Los Nyxor vivían realmente cerca de los anteriores, bastaba con caminar unos cuantos pasos para golpearle la puerta sus vecinos.
    En ésta familia -entre hermanos, primos y tíos- eran trece personas. Se sabe que la lealtad de los Nyxor a sus seres queridos no tiene precio, o por lo menos nunca lo tuvo.
    Eran maestros constructores. Hacían barcos, cabañas, establos, incluso grandes figuras alegóricas en las representaban a su familia en épocas de festejos.
    Los cuentos que hoy día solemos escuchar en las tabernas, cuentan que los Nyxor construyeron el primer barco en toparse con un Leviatán en mar abierto, y volver al puerto en un estado de navegación regular. Los Ullath se dedicaban especialmente a la venta de pieles para conseguir monedas de oro y vivir dignamente. Digo esto último porque es sabido que fueron la familia más rica de la antigua época, su habilidad para cazar lobos y osos mejoró rápidamente con el tiempo, y dio un salto descomunal cuando comenzaron a experimentar con venenos en las armas, logrando disminuir los tiempos de cacería de cuatro a seis horas.
    Eran cinco y dos de ellos eran mujeres, a quien se le atribuye el conocimiento anteriormente nombrado.
    Fueron ricos durante varias generaciones, pero no me adentraré mucho en ésta historia de sueños rotos y traiciones pues, no es agradable contarla ni oírla.

    Los Eris -dos hermanos gemelos de contextura física enorme- fueron los pioneros en el arte de la espada en varios ámbitos. Estos dos individuos fueron eximios herreros y aunque ese fue su negocio mayormente, hacían hierros afilados para caza vendiéndolos a sus vecinos, incluso, mucho más allá de lo que éstas páginas puedan contar.
    Tantos años pasaron con espadas y hachas en sus manos que no podía ser de otro modo, por sus proezas en el campo de batalla aún puede verse la estatua de éstos dos hermanos en el primer subsuelo de Banderbill. Consta de la figura de éstos dos saludándose con su mano derecha, parados encima de un yunque gigante con las insignias de su casa. La casa Eris.

    Los Fyres, la familia de la que todos hablaron durante cientos de años. Fueron seis hermanos conocidos en varios continentes por su habilidad en cartografía. Maestros pintores, escritores y músicos, increíblemente hábiles para los negocios. Eran la única familia en esa región que no producía; no usaban la tierra para plantar ni para criar animales. Se dedicaron enteramente a la compra y venta de cuero.
    El mapa que hoy conocemos de las tierras del Sur, sólo es un pequeño trozo del mapa original que los Fyres detallaron; separado por casas y razas.

    Siguiente capítulo, mañana por la noche en este mismo tópico.
    Espero que les guste, dejen sus comentarios 😃



  • _Impecable Fito, muy buena introducción a lo que parece será una historia atrapante. Destaco mucho el utilizar a la raza orco como pionera del reino, normalmente se hubiera esperado la raza Elfo o Humano.
    Solo voy a hacer una critica que es solo a mi parecer, el Rey de de las Tierras del Sur no es Tancredo si no otro diferente ya que es elfo; El Rey Tancredo al que haces referencia en el relato se amoldaría mejor a una historia del Argentum Online, por eso siempre destaqué a Tierras del Sur como una historia aparte además de poseer un Rey distinto.

    Después de eso, nada que decir, ¡perfecto!_



  • Me gustó el relato, siempre con esa originalidad tan característica para detallar el contexto histórico y cultural de tus personajes. En la introducción, a medida que abordabas el desembarco y la colonización de los orcos, me produjo una especie de nostalgia recordando los cuentos de Lovecraft; esas razas alienadas que atentan contra lo humano. Por lo demás, el texto se enmarca muy bien en la temática propuesta. Espero la segunda parte.



  • Que deleite poder leer tus relatos, siempre me gustó tu forma de redactar y de encarar temas que muchos no se animan, se siente como si todo tuviera sentido, no puedo pedir más, espero que te vaya bien en el concurso..
    A esperar el próximo capítulo 🙂



  • Hermoso relato, les faltaron algunos detalles pero da gusto leerlo. La introducción fue excelente. Ya quiero ver lo que sigue!



  • @Decimus:

    Que deleite poder leer tus relatos, siempre me gustó tu forma de redactar y de encarar temas que muchos no se animan, se siente como si todo tuviera sentido, no puedo pedir más, espero que te vaya bien en el concurso..
    A esperar el próximo capítulo 🙂

    Gracias por estar siempre 😃
    @TENkHiD.~:

    Hermoso relato, les faltaron algunos detalles pero da gusto leerlo. La introducción fue excelente. Ya quiero ver lo que sigue!

    Gracias ^^ Le faltan detalles porque precisamente, no quise entrar en detalles. La idea es que sea simple de leer y fácil de escribir.
    @Incertis:

    Me gustó el relato, siempre con esa originalidad tan característica para detallar el contexto histórico y cultural de tus personajes. En la introducción, a medida que abordabas el desembarco y la colonización de los orcos, me produjo una especie de nostalgia recordando los cuentos de Lovecraft; esas razas alienadas que atentan contra lo humano. Por lo demás, el texto se enmarca muy bien en la temática propuesta. Espero la segunda parte.

    Que bueno que te haya hecho viajar un poquito a otro lado, gracias Incertis.
    @Kumelen:

    _Impecable Fito, muy buena introducción a lo que parece será una historia atrapante. Destaco mucho el utilizar a la raza orco como pionera del reino, normalmente se hubiera esperado la raza Elfo o Humano.
    Solo voy a hacer una critica que es solo a mi parecer, el Rey de de las Tierras del Sur no es Tancredo si no otro diferente ya que es elfo; El Rey Tancredo al que haces referencia en el relato se amoldaría mejor a una historia del Argentum Online, por eso siempre destaqué a Tierras del Sur como una historia aparte además de poseer un Rey distinto.

    Después de eso, nada que decir, ¡perfecto!_

    Gracias chabón, los orcos están un poco olvidados y no hay nada más rolero que un orco jaja!
    Es cierto lo que decís sinceramente nunca me di cuenta de eso, gracias por el dato!! Vamos a ver que se puede hacer juajuaujauj.

    Si tienen preguntas que hacer en cuanto al cuento, entre capítulo y capítulo no dudaré en responderles. Si quieren saber algo más sólo pregunten. Si quieren estar al tanto de los detalles pregunten, nombres, cosas o lo que quieran, la idea es que pueda rolear un poco y ver que sale de todo esto.

    "¿Como se llaman los hermanos de la casa de Eris?" -ejemplo-

    (Ya estoy escribiendo el capítulo, ahora lo subo).



  • Los Orcos

    Esta raza quedó impactada por la gran catástrofe naval que sufrió y luego de levantar algunas chozas primero, comenzaron a tallar una imagen de unos seis pies de alto que representaba un barco atravesado por un diente… probablemente de dragón.
    Pasaron algunos años hasta que el número de orcos creció -considerablemente- pues es menester saber que no sólo los orcos de sexo masculino van a la guerra. Gracias a esta condición de guerreros había muchas mujeres entre las filas que llegaron a la orilla con vida. Es curioso que ésto sea algo que tienen en común con los Enanos.
    Estos humanoides de raza orca tienen distinta manera de manejarse social y políticamente, en todo grupo de orcos hay uno que es quien comanda al resto, y se vale por su capacidad a la hora de luchar.
    El lider de la nueva aldea era Ut'Al, un veterano de varias guerras y que no era ningún improvisado a la hora de la táctica, aunque había un pequeño detalle que el resto no supo prever: Ut'Al nunca había visto un humano cara a cara. Es sabido que no siempre los humanos pelearon contra orcos y viceversa, ésta raza tuvo la mayor parte de sus guerras con mismos orcos, o al menos eso se sabe. En escritos de antaño hay información sobre una batalla que se libró en Los Gigantes Dormidos contra los Enanos, dejando números extraordinarios de cadáveres verdes.

    Bajo el mando de Ut'Al, los orcos se movieron desde el Sur hasta lo que conocemos hoy como Bosque Dork. Era una posición estratégica sin igual; estaban bordeados por un río, tenían ruta de escape en caso de peligro y sólo cubrían dos flancos a la hora de defenderse… pero eso no fue todo; luego de levantar el Fuerte Orco -que aún sigue en pie- descubrieron una falla en el suelo ahí cerca, dando lugar al descubrimiento de las Minas de Hierro del Bosque Dork.
    Ut'Al no sabía que estaba lejos de casa, muy lejos de casa, y la voz no tardó en correrse entre los árboles de los bosques llegando a oídos de los humanos del norte -actual Banderbill-.
    Los humanos del continente se vieron alertados de inmediato, algunos incluso creían que sería el fin del mundo como lo conocían pues, aunque ninguno de ellos había visto un orco en su vida, habían escuchado qué tipo de humanoides eran, la crueldad que manejaban con sus víctimas y cómo trataban a las mujeres del enemigo.
    Una noche de invierno un grupo de humanos del Norte hizo una misión de exploración al Sur, y aunque esperaban que las leyendas fueran falsas, se toparon con el campamento orco con varias antorchas encendidas a su alrededor. Estos dos exploradores eran de la Casa Fyres. PROXIMO CAPITULO MAÑANA -PROBABLEMENTE- A LA MISMA HORA



  • Me re dejás con la intriga!
    Espero el próximo capitulo. Sinceramente no tengo críticas constructivas para éste relato, es maravilloso.



  • @MO:

    Los Orcos

    Esta raza quedó impactada por la gran catástrofe naval que sufrió y luego de levantar algunas chozas primero, comenzaron a tallar una imagen de unos seis pies de alto que representaba un barco atravesado por un diente… probablemente de dragón.
    Pasaron algunos años hasta que el número de orcos creció -considerablemente- pues es menester saber que no sólo los orcos de sexo masculino van a la guerra. Gracias a esta condición de guerreros había muchas mujeres entre las filas que llegaron a la orilla con vida. Es curioso que ésto sea algo que tienen en común con los Enanos.
    Estos humanoides de raza orca tienen distinta manera de manejarse social y políticamente, en todo grupo de orcos hay uno que es quien comanda al resto, y se vale por su capacidad a la hora de luchar.
    El lider de la nueva aldea era Ut'Al, un veterano de varias guerras y que no era ningún improvisado a la hora de la táctica, aunque había un pequeño detalle que el resto no supo prever: Ut'Al nunca había visto un humano cara a cara. Es sabido que no siempre los humanos pelearon contra orcos y viceversa, ésta raza tuvo la mayor parte de sus guerras con mismos orcos, o al menos eso se sabe. En escritos de antaño hay información sobre una batalla que se libró en Los Gigantes Dormidos contra los Enanos, dejando números extraordinarios de cadáveres verdes.

    Bajo el mando de Ut'Al, los orcos se movieron desde el Sur hasta lo que conocemos hoy como Bosque Dork. Era una posición estratégica sin igual; estaban bordeados por un río, tenían ruta de escape en caso de peligro y sólo cubrían dos flancos a la hora de defenderse… pero eso no fue todo; luego de levantar el Fuerte Orco -que aún sigue en pie- descubrieron una falla en el suelo ahí cerca, dando lugar al descubrimiento de las Minas de Hierro del Bosque Dork.
    Ut'Al no sabía que estaba lejos de casa, muy lejos de casa, y la voz no tardó en correrse entre los árboles de los bosques llegando a oídos de los humanos del norte -actual Banderbill-.
    Los humanos del continente se vieron alertados de inmediato, algunos incluso creían que sería el fin del mundo como lo conocían pues, aunque ninguno de ellos había visto un orco en su vida, habían escuchado qué tipo de humanoides eran, la crueldad que manejaban con sus víctimas y cómo trataban a las mujeres del enemigo.
    Una noche de invierno un grupo de humanos del Norte hizo una misión de exploración al Sur, y aunque esperaban que las leyendas fueran falsas, se toparon con el campamento orco con varias antorchas encendidas a su alrededor. Estos dos exploradores eran de la Casa Fyres. PROXIMO CAPITULO MAÑANA -PROBABLEMENTE- A LA MISMA HORA

    _Genial, simplemente genial. Me encanta que estés utilizando en el relato un lugar tan olvidado como lo es el fuerte orco; recuerdo que hace algunos años atrás solía tener agites muy entretenidos por esos mapas, en verdad me da nostalgia.

    ¡Espero el siguiente Fito!_



  • El Asalto al Campamento

    Los exploradores de la Casa Fyres, atentos a cualquier movimiento en el bosque por la noche, atendieron a los orcos de una manera poco habitual.
    (Imagen que explica un poco la manera de tomar por sorpresa el campamento orco).
    http://sketchtoy.com/68550080
    Como verán en ese dibujo, el campamento tenía seis chozas _-_alguna mas grande que otras-y como era de esperarse, Ut'Al estaba durmiendo en la mas amplia.
    Los hermanos Fyres tenían arcos compuestos y unas dieciséis flechas cada uno, también estaban con vestimentas de cuero hervido y unos gorros de piel de lobo. Pero si había otra cosa que los orcos no esperaban, era lo que estaba por llegar.
    Los Fyres se pusieron en posición como enseña el dibujo y luego se sentaron de espalda al campamento, ocultos entre los árboles _com_enzaron a embeber tres o cuatro flechas con una sustancia viscosa y luego de unos segundos con una yesca improvisada hicieron arder las puntas de sus proyectiles.
    En cuestión de segundos una lluvia de fuego comenzó a impactar sobre las chozas en su totalidad, cada una de ellas -al ser de paja y madera- comenzó a arder y algunos orcos comenzaron a salir de ellas blandiendo sus espadas mirando en dirección a todos lados mientras gritaban palabras irreproducibles.
    Mientras los humanos disparaban, Ut'Al salió enfurecido de la choza mayor, y luego de ver como algunos de sus orcos caían ante tiradores expertos decidió tomar un escudo del suelo y gritar hacia los lados mientras se golpeaba el pecho con el mismo, pero entonces una de las flechas que iba en dirección al campamento le atravesó el brazo izquierdo haciendo que su espada cayera al suelo sin más.

    Pasaron algunos segundos hasta que Ut'Al se dio cuenta, pues todos saben que los orcos resisten el dolor mejor que un enano. En ese instante él vio a sus compañeros muertos y chozas prendiéndose fuego.
    El panorama era terrible y éste humanoide de robusta contextura comenzó a correr en dirección al Sur, buscando refugio de quién sabe cuántos tiradores experimentados.
    Mientras tanto los hermanos estaban sin flechas ya, y aunque vagamente pensaron en rematar a ese orco grandote, volvieron por donde llegaron y sin hacer ruido se encaminaron hasta su comunidad, al norte de todo este asunto. Perdón por el retraso, la vida.



  • Uff que bueno estaba esto por que no lo seguíiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii!!!!!!!!
    En estos días probablemente meta un relato corto en la sección, ojalá les cope!


Log in to reply