Las locas aventuras de Proditorem y su mandíbula incandescente



  • ****Crecida en en una familia nómade, ésta muchacha aprendió el arte de la espada y los conocimientos mágicos de manera tan fugaz que las personas quedaban asombradas por su destreza.
    La infancia de Pequeño Corazón no fue fácil, ha pasado por tantísimas guerras aunque hace varios años que una de éstas terminó de arrasar con el resto de su familia, dejándola sin linaje alguno.
    Orgullo, pasión, coraje y sobre todo ideales es lo que conforman a nuestra Proditorem (latin=Traidora), que con un gran peso de sus principios decide castigar a quienes lo merecen y sobre todo triunfar, salir victoriosa de cuanta batalla se interponga y cuidar a los suyos, sin olvidarse de ellos ni por un segundo.
    No mucho tiempo después decidió ingresar en las filas del Rey, y cuando le preguntó cómo se llamaba todos los senescales y miembros del Consejo de Banderbill quedaron boquiabiertos, pues su nombre era de extrañar en una bella y esbelta mujer de cabellos dorados.
    Un frío recorrió la espalda de Tancredo de Banderbill, pero él vio algo en sus ojos… quizá esperanza.
    Le entregaron su equipamiento con los estandartes de la corona poco tiempo después, y no tardó en hacer amistad con dos personalidades de la facción. Uno de ellos era Rexenor, un Clérigo perteneciente a los Elfos Oscuros de alto mando en el Castillo de Banderbill, todos conocen su nombre pues las dotes sanadores que éste elfo posee, raramente pueden verse en el resto del continente. Ella aún me habla de cómo él merece un asiento en el Consejo de la ciudad… sin duda alguna.
    La otra persona era Gawz, un fornido guerrero de primera línea perteneciente a la élite de las Hachas Plateadas de Banderbill, cuya responsabilidad primeramente es salvaguardar la salud e integridad física del Rey.
    Caminaron durante años por las Tierras del Sur, plantando la semilla del bien en los verdes y fértiles territorios del imperio, batallaron con los más grandes y ganaron el honor y respeto que merecían… pero una tarde de Abril ella decidió dejar los estandartes encima de la mesa, al ver los senescales corruptos que azotaban desde adentro al Castillo… eran cuervos sucios y sangrientos...
    Verán… un día bajo los efectos del alcohol ella habló durante dos horas con algunas personalidades; uno de ellos era de raza Élfica que tenía por nombre Drychy y aunque no era su nombre real éste era un druida de gran prestigio perteneciente a las filas caóticas.
    El otro era Kempes, un humano conocido por su destreza y precisión, pues rara vez fallaba frente a sus enemigos; éste también pertenecía a la horda del Demonio.
    Al parecer Proditorem caminó con ellos durante varios años, husmeando en los rincones y escondrijos que éstos conocían muy bien hasta que un día fue interceptada por mensajeros del Demonio, invitándola a jurar lealtad al Cuerno del Mal -paso previo a ser parte de la horda-.
    La ceremonia fue inolvidable para ella, los máximos mandos del Señor Oscuro estaban ahí -y aunque éste no se encontraba en el lugar en forma física-, gracias a magias negras los sacerdotes pudieron invocarlo como un holograma.
    Hoy día ella comparte sus pasos con éstos dos individuos, asesinando a cuanto soldado del Rey se cruce por sus caminos y siguiendo el destino que ella misma marca, sus ideales y principios están intactos como su integridad física.

    ! Bueno esta seria la historia de mi personaje Corazonciito que va a pasar a llamarse Proditorem (estoy esperando que un amigo me pague el nick jajaj), gracias a Fito por hacerla, la verdad me encanto. Gracias a <lumen>Fran y Fede sobretodo. Y a <nerguen>!</nerguen></lumen>****



  • Dejando atrás tu pasado nada quedará de aquella doncella valiente y fiel, ni siquiera su nombre, pues ese es su destino.
    Pasará un tiempo hasta que puedas conocer al demonio en persona, en su naturaleza está la desconfianza y primero te observará desde las sombras, ya no tendrás vuelta atrás, tu alma estará condenada y el odio será dueño de tu cuerpo, he visto como Shooker quien batallaba a diario con Eruwen doncella de los elfos fue seducido por el demonio y logró llegar al concilio caótico condenando su existencia.
    Este es un camino que no tiene retorno.



  • Noooooo jajajaja, no te puedo creer que le dejaste ese nombre a la historia! Ese fue el título del MP que te envié querido! El nombre se lo ponías vos! jajaja
    Me alegra que te haya gustado, para lo que necesites querido HombrePequeño 🙂



  • _**Me entristece mucho que un soldado de las filas del bien opte por cambiar de bando., no obstante, te agradezco por éste relato.Fuistes un buen compañero en el clan y al margen de eso escribís muy bien.Pero, como todo seguidor del Demonio, en los caminos inseguros seremos enemigos y mi hacha no perdonará a ninguna alma oscura.Saludos pequeño hombre!!.

    EDIT: no había leído que la historia la escribió Fito,pues Dedus tampoco se salvará del filo de mi hacha jejej :P**_



  • **Jajaja su mandibula incandescente jaja xD
    Tremenda Historia la verdad! Y que lindo que hayas integrado mi personaje a tal! Mas tierno :$

    Vamo el demonio carajo!**



  • **@MO:

    Noooooo jajajaja, no te puedo creer que le dejaste ese nombre a la historia! Ese fue el título del MP que te envié querido! El nombre se lo ponías vos! jajaja
    Me alegra que te haya gustado, para lo que necesites querido HombrePequeño 🙂

    Jajajaja es que me causo el titulo, me parecio muy original.

    Gracias, again.**



  • En Nerguen somos macanudos, pero tenés que mostrarnos de qué estás hecha, mientras tanto, no nos vendría mal un servicio de acompañante, jajaja, bienvenida al ejercito del que formo parte.
    Una historia digna de un sabio escriba como lo es la rodolfuria.



  • @Mi:

    Una historia digna de un sabio escriba como lo es la rodolfuria.

    JAJAJA casi muero, como se te extraña fito.
    La verdad la historia es una genialidad, marcaste como cambiaste de una facción a otra, es un honor que estés jugando con nosotros maxi.

    PD: No me nombraste y sos legión gracias ami, no entras a nerguen.


Log in to reply